Formación profesional continua para acabar con la falta de competencias digitales

Favorecería el cambio de modelo hacia una economía moderna, competitiva, sostenible y más resistente ante las crisis económicas

200903 digitalizacion2 ugtEl Responsable de Digitalización Confederal de UGT, José Varela, ha participado en el 34 Encuentro de la Economía Digital y las Telecomunicaciones organizado por la patronal de la industria digital española, AMETIC, para debatir cómo la digitalización y la sostenibilidad impulsarán la reconstrucción económica y social de España.

Allí ha señalado que en pleno 2020, en la nueva época del teletrabajo y la digitalización, “casi doce millones de españolas y españoles presentan nulas o bajas capacidades digitales, un 33,5% de la población que es no es capaz de manejarse en entornos digitales como las redes sociales y software de uso laboral”.

“Según Eurostat, el 19% de nuestra fuerza laboral afirma sentirse incapacitada para hacer uso de tecnologías digitales en su puesto de trabajo. Una de las peores cifras de La UE, lo que nos sitúa como una de las economías menos preparadas para afrontar la transformación digital” ha explicado. 

“Además”, ha añadido, “la tendencia es negativa porque somos uno de los pocos países que retrocede en este aspecto desde 2017, los que nos sitúa a cuatro puntos de la media europea (15%), cuando hace tres años estábamos en la media”.

Falta de competencias digitales

José Varela ha destacado que “un 30% de los ocupados españoles no sabe mover o copiar un archivo en un ordenador, cerca de un 20% no sabe enviar un correo electrónico y, a pesar de que el 99% de las compañías tiene conexión a Internet únicamente un 30% de las personas trabajadoras tenía acceso a Internet en su puesto de trabajo”. 

“Los motivos están directamente relacionados con la formación en el puesto de trabajo ya que el 77,6% de las empresas españolas nunca forma a sus empleados en competencias TIC y sólo el 4% de las microempresas da formación digital a sus trabajadores. Unas carencias achacables tanto a empresas como a las Administraciones Públicas, por no articular y promocionar la necesaria formación continua en los centros de trabajo”. 

Varela ha subrayado que hay que garantizar” la formación profesional continua como un derecho de los trabajadores y un deber para las empresas, incorporándola a los convenios colectivos sectoriales, territoriales o de empresa, así como a los Acuerdos para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC), como una forma de ganar competitividad para las empresas y un método para dotar de empleabilidad a nuestra fuerza laboral”. 

Formación continua profesional 

José Varela ha señalado que “debemos conformar un sistema de formación continua basado en la acreditación y certificación de las cualificaciones profesionales de cada trabajador. Una formación continua profesional sistémica, pautada y obligatoria, con reserva específica de un número de horas semanales, mensuales o diarias. Esto mejorará la productividad de nuestras empresas, aumentará la innovación y conformará plantillas altamente especializadas”. 

“Es, también, una fórmula perfecta para cambiar el modelo productivo de sectores de bajo valor añadido a una economía moderna, competitiva, sostenible, de progreso, anticíclica y resistente antes las futuras crisis económicas”.

“Este nuevo derecho deberá contar con la participación del Gobierno y las CCAA, que tendrán que financiarlo parcial o totalmente, quizás aplicando fórmulas de permisos retribuidos con cargo a prepuestos públicos y, a la hora de abordar esta financiación, habrá que tener en cuenta el tamaño de la empresa empleadora, puesto que no es lo mismo una PYME que una gran empresa” ha finalizado.